El grupo Volkswagen pierde una suma “estratégica” de 6,3 millones de dólares por Bugatti vendido

BlogAmotor_30092013150049-800x533

Llegar al balance de cada año y decir… “mmm, y bueno la perdida estratégica de este año fue de 240 millones de dólares”, y que te aplaudan. Algo así es lo que pasa en las oficinas centrales del grupo Volkswagen.

El Bugatti Veyron es todo lo relacionado con grande. Grandes precios, grandes prestaciones, gran lujo, gran exclusividad… y para el grupo Volkswagen también, pero grandes pérdidas.

Cada Bugatti tiene un precio cercano a los 2 millones de dólares, y según un interesante estudio presentado por The Economist, este valor no ni cerca del costo relacionado a la producción de uno de estos súper deportivos. El estudio resume en un gráfico muy interesante la perdida de varias marcas Europeas y sus autos en los últimos 10 años.

 

El estudio además comenta que el grupo Volkswagen sabia que esto ocurriría y que se fundamenta en los deseos de volver dar vida a la marca. Si me preguntan creo que ha funcionado. En el 2003 este modelo marco un nuevo precedente en la industria elevando los números y rompiendo barreras psicológicas respecto a precios, velocidad y prestaciones. Si no vives en Dubai, este modelo fue también una representación al estilo “retail” de exclusividad y vanguardia como no se había conocido nunca en la industria.

Otros autos que han hecho perder dinero a diferentes marcas han existido también y de seguro responde a una apuesta por generar posicionamiento de marca, o a una estrategia de producto poco testeada previamente.

¿Que depara para el futuro de la marca?, ¿será una estrategia sostenible por mucho tiempo más?